Consejos para plantar rosales en tu jardín

El cultivo de rosales puede ser relativamente sencillo si tenemos en cuenta algunas pautas básicas. Si estás empezando en la jardinería y no tienes mucha experiencia, te recomendamos que comiences tu jardín de rosas a partir de una pequeña planta que puedas adquirir en viveros o en centros de jardinería.

Hola Greenlovers, ¿cómo lleváis la semana?, nosotros aquí estamos un día más compartiendo con vosotros lo que más nos gusta. Hoy nuestro post va sobre los rosales, así que vamos a ello. ¡Comenzamos!

¿Qué tipo de variedad elijo?

Están catalogadas más de 30.000 variedades en el Mundo. Cada año aparecen centenares nuevos. De las más de 30.000 variedades, están a la venta entre 2.000 y 3.000. Además, seguro que todos te gustan. Pero ten presente que un rosal debe adaptarse al lugar donde es plantado, ya sea en macizo, en tiesto, a pleno sol o protegido por la sombra.  Dependiendo de la zona en la que vivas, será oportuno optar por una u otra variedad de rosal. Por otra parte, la elección depende de lo que desees en términos de altura, tipo y duración de la floración, así como del nivel de exigencia que quieras dedicarle a su mantenimiento. Hay que evitar que la elección del rosal responda exclusivamente a un criterio estético. Pero es un hecho que los rosales más hermosos suelen necesitar un mantenimiento más regular.

Bodegón de diferentes variedades. Vivercid.

 

¿Dónde lo ubico?

El césped suele asfixiar a los rosales, y les impide crecer de forma correcta. En estos casos, lo ideal es dejar un buen perímetro alrededor del arbusto, para que las raíces del césped no influyan en su crecimiento.

Nuestros consejos para elegir la ubicación perfecta:

  • Un lugar con sol directo, o en el que al menos reciba 6 horas diarias de sol.
  • En lugares con climas con calor extremo, deberían tener algo de sombra durante el día. En sitios muy fríos se deben plantar cerca de un muro que les proteja del frío, pero que no les quite sol.
  • El terreno tiene que tener un buen drenaje, y también tiene que ser fértil. Si es necesario deberíamos mejorar el terreno, añadiendo arena o compost.
  • No debemos plantar rosales debajo de árboles o arbustos, con los que competirá por el sol y los nutrientes.
  • Los rosales trepadores necesitan de un soporte al que debemos sujetarlo (tutor).

 

Cuidados para tener unos rosales sanos, fuertes y bonitos

Riego

Debes regar tus rosas en profundidad y cuidadosamente, dejando que se seque completamente entre riego y riego. Es mejor regar dos veces a la semana de un modo concienzudo que regar cuatro veces a la semana de forma más superficial. Evita regar tus rosas al anochecer, puesto que podría formarse moho. No riegues las rosas cuando haga mucho calor y sol, ya que que el agua se secará antes de que la planta pueda absorberla.

Abono

Debes abonar tus rosas en primavera y después, una vez al mes, incluso si has aplicado compost alrededor del rosal. Para disfrutar de unas flores con bonitos colores, utiliza un fertilizante específico para rosas. No debes abonar las rosas hasta que empiece el crecimiento propio de primavera, especialmente en las zonas frías, dado que la helada podría matar a la parte nueva que esté creciendo. Además, no utilices demasiado nitrógeno, puesto que un crecimiento rápido y abundante podría atraer pulgones.

 

 

¡Déjanos un comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba