4 errores comunes que pueden dañar las plantas

En esta época en la que pasamos mucho tiempo en casa, tendemos a cuidar de nuestras plantas de forma “excesiva”. Pues bien, es estupendo que queramos dedicarle más tiempo a nuestras amadas plantas pero también debemos tener en cuenta algunos aspectos para no estropearlas o dañarlas en el proceso.

Por ello, hemos creído necesario dedicar un artículo a estas nociones básicas de cuidado para las plantas que tengamos en casa en maceta.

1. La maceta

Tanto si acabas de comprar la planta, como si ya la tenías, debes cerciorarte de que la maceta en la que está es la correcta.

Lo primero que debes tener en cuenta es que la maceta en la que esté tenga agujeros para drenar abajo. Por tanto, si tu maceta está en una planta con orificios puedes ponerla dentro de otra maceta decorativa para darle el toque pero si ya la tenias en una maceta decorativa no puedes asegurarte de que se esté realizando bien el drenaje. En este caso, aconsejamos que la transplantes a otra maceta que tenga agujeros y después a otra cubremaceta decorativa.

foto agujeros de drenaje maceta

Si resulta que tienes una maceta decorativa con agujeros debajo ¡problema resuelto!.

2. Ubicación

Para encontrar el lugar idóneo para una planta tenemos que pensar en 3 aspectos esenciales: la temperatura, la luz y la humedad. Para ello, primero, tenemos que documentarnos un poco de las necesidades básicas de nuestra planta y qué tipo de planta es, pues no podremos darle las mismas condiciones a una planta tropical que a una de invierno.

A la mayoría de las plantas de interior les gusta el calor durante el día y el fresco por la noche. Lo realmente básico es que ninguna tolera grandes cambios de temperaturas, por lo que esto ya es un gran indicativo de dónde NO tenemos que ponerlas. Como por ejemplo, cerca de un radiador o del aire acondicionado.

En cuanto a la luz, es aspecto esencial es que todas las plantas las necesitan para crecer bien. Lo que deberíamos evitar es la luz directa durante demasiadas horas.

La mayor parte de las plantas de interior necesitan humedad. Hay zonas de la casa dónde se acumula más humedad que en otras, como el baño. No obstante, para no tener todas las plantas en nuestro baño podemos optar por poner una bandeja o plato de maceta con un poco de gravilla con agua. De esta forma, evitaremos el estancamiento del agua, pues se irá evaporando en función de la temperatura de la estancia.

3. Riego

Como hemos dicho muchas veces, el riego excesivo es la principal causa de la muerte de las plantas de interior.

La mayoría de plantas pueden regarse desde arriba. Sin embargo, las plantas que tienen un gran follaje que cubre el sustrato debemos evitar regarlas así. En este caso, tenemos que regarlas desde abajo, para ello, tenemos que poner un plato con agua debajo de la maceta de la planta durante 30 minutos.

Para que os sea más fácil, hemos querido dejaros una serie de directrices, en cuanto al riego.

  • No regar en exceso
  • No tenemos porqué establecer un horario. Es mejor aprender a ver las necesidades de la planta. La mayoría solo necesitan que se las riegue cuando el sustrato se ha secado.
  • Nuestro objetivo es humedecer el sustrato, no empaparlo.
  • Si tenemos una maceta de barro tenemos que saber que el sustrato se seca antes, ya que el barro es un material poroso.
  • La mayoría de las plantas necesitan menos agua en invierno porque no crecen de forma activa.

4. El trasplante

Tarde o temprano, el sustrato con el que compramos nuestra planta se habrá agotado o no será suficiente y habrá que trasplantarla, además, también es muy probable que nuestra planta haya crecido y tengamos que ponerla en otra maceta más grande.

Cuando veamos que las raíces empiezan a salir por las agujeros de drenaje de la planta es que tenemos que ponerla en una maceta mas grande, unos 5cm de diámetro más grande.

Otro aspecto importante en este punto es el sustrato. Normalmente, podemos utilizar le sustrato universal o el de plantas de interior.

Esperamos que todas estas indicaciones os sirvan para estos días de cuarentena y en el cuidado de las plantas en general. ¡Recordad! No hay que pecar de cuidar en exceso, las plantas son seres vivos y también necesitan su espacio, si quieres centrarte más en el cuidado de las plantas de interior ¡este es tu post!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba