Aloe Vera para combatir las quemaduras del sol

Como todos sabemos empieza el verano, el sol y las buenas temperaturas. Pasamos muchas horas al aire libre, algo que hace que corramos el riesgo de sufrir una exposición a los efectos de los rayos del sol. Para ello es importante saber como calmar la piel y evitar daños, y si todo esto podemos hacerlo con plantas, mucho mejor. 

Nosotros vamos a hablaros de las maravillosas propiedades del aloe vera.

Esta planta se utiliza en cosmética de manera habitual, además de ser un tipo de sustancia muy apreciada por su valor nutricional y por los efectos que tiene en nuestro organismo como regenerador. Nosotros en esta ocasión os vamos a hablar de los efectos que tiene su uso en la piel, sobre todo en verano cuando la sobreexponemos al sol.

Piel quemada por el sol

 

Antes de nada es necesario que tengamos presente que el aloe vera se utiliza desde hace siglos para fines terapéuticos, ya que es un potente regenerador de la piel, pues sus propiedades ayudan a hacer que la piel se recupere mucho antes de cualquier agresión externa.  El aloe vera es uno de los mejores aliados para proteger la piel cuando la sometemos a la acción del sol, y es que tiene un alto poder regenerador y protector de la piel. Esta protección que nos aporta el aloe vera hace que sea un producto recomendado a la hora de protegernos y con ello activar el bronceado y potenciarlo, ya que nos aportará un efecto duradero y sano.

El aloe vera se suele usar después de tomar el sol y de haber mantenido la piel expuesta a los efectos de este. Hay que tener muy en cuenta que previamente es importante utilizar una crema protectora solar ¡Esto es muy importante Greenlovers!. Aunque nos pongamos la protección hay veces que se quema, para ello es necesario que intentemos calmarla mediante una hidratación adecuada. El aloe vera en este caso será la solución, y es que la hidratará, calmará y la devolverá a su estado habitual.

Su poder calmante ayudará a acabar con el efecto calor que se produce tras una sobre exposición al sol. En menos de 24 h. la piel recobrará su estado habitual, siempre y cuando las quemaduras sean totalmente normales. En el caso de que sean quemaduras más graves, debes de acudir al médico antes de la aplicación de cualquier producto.

Aloe vera cortado

 

En el mercado podemos encontrar cremas solares a base de aloe vera con diferentes tipos de protección, que nos ayudarán a mantener la piel protegida durante la exposición al sol. Para después de la exposición echaremos mano de gel de aloe puro, aquí os dejamos un enlace de como hacer tu propio gel de aloe vera.

Haciendo gel de aloe vera natural

Feliz semana Greenlover, y poneros protección solar que es muy importante para nuestra piel.

Si tenéis alguna duda o queréis que el próximo post vaya dedicado a algún tema en concreto, no dudes en escribirnos 🙂

 

¡Déjanos un comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba